fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LUH NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Opinión

El Papa y las suegras

Desde el cuñado que puso a un juguete para asustar a las personas el nombre de “matasuegras”, hasta el ofendidito que le puso a un cactus el nombre de “asiento de suegra”, no habíamos visto un ataque de este calibre a la gran institución de las suegras. El jefe de la secta que más adeptos capta en todo el mundo ha salido de su palacio a opinar, hasta aquí todo normal, hasta que se ha atrevido a hacer lo que en su empresa saben hacer muy bien, culpar a una mujer de ser pecadora. Y no de cualquier manera, esta vez el objetivo de las plegarias son las suegras, sobre las que literalmente ha dicho “A vosotras suegras os digo: estad atentas a la lengua, porque la lengua es uno de los pecados más malos de las suegras, estad atentas”. Esta frase que suena a amenaza bíblica y a condena de pústulas, hambre y fuego eterno, no es más que otro mecanismo patriarcal para criminalizar a las mujeres.

La suegra que, según el Papa, hombre con una demostrada experiencia en vicisitudes intrafamiliares, es la depositaria de tantos pecados, sobre todo el de la lengua, vuelve a ser la figura en la que reforzar el personaje de la mujer malvada y apuntalar la idea ya en decadencia de que no hay peor enemiga para una mujer que otra mujer. La suegra, mala, entrometida, tóxica y por lo general con cara de Sor María arrebatando bebés a sus madres en pleno paritorio, es la cabeza de turco perfecta del patriarcado por ser la matriarca de un núcleo familiar. Destinataria y transmisora de la moral, la educación y las enseñanzas dentro de la familia, la suegra es una institución de gran relevancia que a través de los siglos ha velado por la educación, economía, descendencia de toda la familia o tribu. La suegra es mujer, es la madre, la anciana, la matriarca, sabia y creadora, poderosa. Incluso dentro del ideal de familia judeocristiano que intentan mantener a toda costa estos hombres con cruces, la suegra es la única que puede mantener ese ideal de familia o modificarlo y traspasar a las generaciones futuras sus enseñanzas y vivencias pasadas y presentes. Y eso, es un peligro para el enfermizo refuerzo de la masculinidad, y sobre todo del capital, en el que se asienta este modelo de familia.

La suegra debe ser controlada, fomentando como ha hecho el Papa muy convenientemente, el estereotipo de mujer tóxica dentro de la familia; “A veces (las suegras) son un poco especiales, pero te han dado la maternidad del cónyuge, te lo han dado todo” ha dicho. No sabemos a qué se refiere con especiales, pero el “pero” siguiente no augura nada bueno, la intención es reforzar el mensaje de la mala mujer. Lo que viene después del “pero” es de vía crucis como burrito en Mijas, con 2 turistas gritones encima del lomo y a 45 grados centígrados cuesta arriba; “te han dado al cónyuge (…) te lo han dado todo”. Refuerzo del ideal de familia judeocristiano de manual, el cónyuge lo es todo, con doble de manipulación utilizando la palabra “maternidad”.

O como bien hace el mandato patriarcal, alimentando esa mitología perversa del mal femenino, enfrentando a mujeres, suegra contra nuera. Tirando del mito de Agripina, aquí estaríamos ante el montaje en el que dos mujeres se enfrentan por el amor de un hombre, aunque la suegra sea la madre del afortunado. Perverso como solo lo puede ser una idea que refuerce la masculinidad del hombre protagonista que observa la escena, calladito en el sofá mientras se toma una cerveza con su suegro, sacando lustre a la fratría. Tengamos en cuenta que suegro y yerno siempre son amigos; en este escenario el patriarcado no tiene que enfrentar, solo tiene que reforzar con fraternidad y mucho privilegio, la relación entre hombres. Chistes, gags, leyendas, cuentos de barra de bar, viñetas, películas, todo el entramado socio cultural al servicio de crear el monstruo femenino perfecto, la suegra.

Eso sí, el Papa, más allá de lo que atañe a la estructura familiar y sus dinámicas sin haberlas vivido, no tiene nada que comentar sobre que en el estado español se quiera prohibir el vino en los menús de los restaurantes; el vino, la sangre de Cristo. Anatema.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

1 Comentario

1 Comentario

  1. Carmen Cabello

    29 de abril de 2022 17:54 at 17:54

    «…..sobre que en el estado español se quiera prohibir el vino en los menús de los restaurantes»
    Es un fake.

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes