fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LUH NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

El Megáfono

Izquierda, moderación e inacción

A nadie se le escapa el importante simbolismo de las elecciones del 4M, cuyo peso reside en que pueden ser el vaticinio de las próximas elecciones generales, y todos los partidos van a usar Madrid como laboratorio para las estrategias que utilizarán de cara a las generales. Lo que salga en Madrid pues, es un evento crucial. Es por ello curioso, que de cara a afrontar esa importantísima situación, el PSOE una vez más, cuenta con la figura de Gabilondo a la cabeza.

Ángel Gabilondo ha demostrado que es un hombre que apuesta por la moderación, entendiendo por moderación la claudicación sin reservas a cualquier intento de oposición, llevando a cabo la más absoluta inacción contra las políticas económicas y los desmanes de la extrema derecha. Gabilondo personifica ese (extenso) ala del PSOE, que al no ser socialista y ni digamos obrero, ni siquiera encuentra necesidad de revestir su legitimación de incómoda retórica izquierdista, y que se siente muy cómodo en una dinámica de lo que Pedro Ibarra llama "democracia de mínimos".

El problema, es que la izquierda debe mantener su discurso y códigos dentro de su propia legitimidad inherente, creyendo firmemente (que no ciegamente) en las tesis que la estructuran y le dan su identidad, sin caer en la tentación de "comprar" argumentario neoliberal para sentir que así se reviste así misma de "mas" legitimidad o realismo. Si no lo hace, desvirtuamos el mismísimo significado de lo que es la izquierda, y por tanto, su labor.
Cuando personalidades políticas como Gabilondo usan como llamada para el voto que no tocarán la fiscalidad, o cuando Ábalos dice que el privilegio de los fondos de inversión para especular, está a la misma altura que el derecho a una vivienda, están comprando elementos legitimadores del marco neoliberal sobre lo que se entiende que son "buenas" medidas para la sociedad.

Y esto lo hacen no solo porque creen que así conseguirán atraer a votantes de Cs, sino porque realmente han interiorizado el marco ideológico discursivo de la derecha, y cuando eso ocurre, priorizar no subir la fiscalidad de los grandes capitales, o priorizar la propiedad privada a los derechos humanos, no es visto por ellos como un flagrante acto de derechas, sino como la "normalidad", porque su idea de izquierda está tan revestida de valores, lógicas y teoría justificativa neoliberal, que no ven contradicciones en llamarse socialista y primar el interés de los fondos de inversión. Su preocupante estrategia de intentar convertirse en un catch-all-party (partido atrapalotodo) muestra también lo que podría ser una tendencia a diluirse a la derecha, asique solo queda esperar que echen el freno.
Slavoj Zizek dice que todo triunfo de la extrema derecha se debe a una oportunidad que la izquierda no ha sabido aprovechar, y no es una afirmación baladí. Situaciones tan a priori improbables como ésta, han ocurrido previamente y siempre en momentos importantes en los que la izquierda renuncia a hacer su trabajo.

Sin ir más lejos, Yannis Varoufakis, ha explicado en varias ocasiones que parte de lo que llevó al meteórico ascenso de Amanecer Dorado, no fue como tal su discurso de odio, y tampoco fue el hecho de que Chipras acabara capitulando en su lucha contra la Troyka y sus políticas austericidas.
Lo que llevó al auge del fascismo griego fue que tras rendirse, el propio partido Syriza con Alexis Chipras a la cabeza, fue el que se encargó de llevar a cabo la misma agenda económica de la derecha que ellos mismos habían combatido. Cuando se le aconsejó que convocara nuevas elecciones, para que Syriza no fuese quien implantara las medidas económicas, y cumplir con el ideario, aun en la derrota, Chipras alegó que tras perder el pulso contra la Troyka, convocar elecciones habría dado el poder a la derecha.
El problema fue que con esta pobre estrategia, Syriza se mantuvo en el poder para hacer exactamente aquello que los partidos de derecha pedían que se hiciera. De esta forma, la ciudadanía griega no solo padeció el austericidio, sino que lo sufrió de la mano de la propia izquierda. Y sin una alternativa a la que acudir, los ojos de quienes más sufrían se posaron en los siguientes que criticaban ferozmente los recortes, pero señalando a los (aun) más débiles y marginados en vez de al capitalismo transnacional que los empobrecía.

Así, el PSOE en general y Gabilondo en particular, favorecen con su modélica inacción (sinónimo de colaboración) el mismo escenario que cinco años antes se desarrollara en Grecia, importándolo a España. Quizás hacer volver al PSOE a una izquierda solida (que no es lo mismo que radical, por supuesto), lleve en última instancia a un verdadero cambio en futuras contiendas electorales, a una moderación que no sea sinónimo de inacción.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

3 Comentarios

3 Comments

  1. Nando

    4 de abril de 2021 03:26 at 03:26

    Nada nuevo en el horizonte político.
    Perro no come perro (o eso dicen…)
    PSOE nunca ha actuado contra la derecha porque son derecha.
    PSOE nunca ha actuado contra la derecha, dejandola hacer cuando está en la oposición.
    PSOE es derecha, por eso está desgobernando en la «¿coalición?» con Unidas Podemos.
    El PSOE pedrosanchezero está permitiendo que sus ministros no UP demuestren su fascismo patético en sus ministerios. Favorecen al neoliberalismo económico más recalcitrante contra el Pueblo. Y esos no le dan más alas a Vox porque sería demasiado y el Pueblo se rebelaría de verdad, porque hasta el momento el Pueblo está atontado, no hay más que ver por las calles a todos esos tontísimos ir sin mascarilla o llevarla mal colocada.
    Mientras haya mayoría de tontos que votan a ladrones y criminales fascistas, PP-PSOE-CS-VOX y regionalistas, solo queda resistir como sea hasta un momento en el que se pueda hacer pedagogía con los tontos para que voten a su favor y no en su contra, porque ahora mismo los medios de comunicación siguen siendo fascistas y siguen adoctrinando a toda esa manada de tontos.
    Hay a quienes hace gracia aquello de los españoles son pícaros y de naturaleza corrupta. Pues no es nada gracioso. Es mentira. Sencillamente están adoctrinados, aborregados y atontados por los medios de comunicación en general porque sus propietarios son empresarios fascistas. Sin parafernalia mediática el fascismo es nada o menos.
    Estoy muy cabreado, así que mando a la mierda a todos los tontos de España, a ver si se mueren todos de una puta vez y nos dejan en paz a las personas honradas, por su puesto sin ánimo de ofender.

  2. rafa196768

    4 de abril de 2021 09:59 at 09:59

    Niego la mayor. El psoe nunca ha sido de izquierdas, quizá en el discurso electoral pero en la realidad la acción política ha sido y es totalmente neoliberal.
    Si en España se quiere votar a un partido social-demócrata tenemos que hacerlo a PODEMOS.

  3. ANTONIO ALONSO RUIZ

    4 de abril de 2021 20:53 at 20:53

    No contrata enfermeras, auxiliares, médicos, celadores, administrativos para los centros de atención primaria, hospitalaria, UCIS, para las vacunas. Como Ayuso siga de presidenta tendremos pandemia para rato. ¿La vas a seguir votando?

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes