fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LÚH! NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Opinión

Millón y medio de hectáreas en 15 años

No fue tan multitudinaria como cabría esperar la manifestación convocada en Zamora por la plataforma La Culebra no se calla. Las más de treinta mil hectáreas quemadas en esa sierra el pasado mes de junio, unidos a los dos incendios sucesivos sufridos en la  provincia en la zona de Losacio de Alba este mes (con otras tantas hectáreas arrasadas por el fuego), movían a pensar que esta vez sí se iba a dar en la capital una movilización histórica. No olvidemos que en estos dos últimos incendios fallecieron un trabajador forestal y un pastor que trató de salvar a su ganado de las llamas.

Pero no ha sido así. Más deberían haber valido esas dos vidas en la conciencia de los zamoranos. En torno a cuatro millares de personas salieron a las calles de la ciudad, conscientes de que sobre las tierras del viejo reino de León, además del vaciamiento demográfico como consecuencia de una marginación histórica por parte de todas las administraciones, va a pesar de aquí en adelante el riesgo de una tierras arrasadas por las llamas, si no se toman medidas preventivas de acción inmediata e intensiva ante las consecuencias del cambio climático.

Este será el más fresco de los veranos que vengan de aquí en adelante, se nos ha diagnosticado por parte de los expertos, por lo que la atención a nuestros montes y bosques no puede ser la misma que la muy insuficiente prestada hasta ahora. De esa insuficiencia da constancia el hecho de que en solo tres lustros han ardido en este país un millón y medio de hectáreas, lo que viene a ser una extensión equivalente a la del territorio del País Vasco y Madrid juntos. Este verano llevamos ya más de 200.000 y solo estamos en la mitad.

Tanto el gobierno central como los gobiernos autonómicos deben ser conscientes de que así no se puede seguir ni un año más. Por desgracia, cuesta trabajo pensar en la enmienda si se tiene en cuenta que en la manifestación convocada en Zamora el pasado jueves estuvieron ausentes los alcaldes del Partido Popular de las localidades afectadas. Me temo que no fue por avergonzarse del nefasto papel jugado por el gobierno de Mañueco en prevenir y sofocar los incendios sufridos por esa provincia.

En 1990, según se puede leer en el diario El Correo de Zamora, ya se criticó al gobierno autonómico del Partido Popular por su falta de coordinación y medios en el incendio que quemó 2.000 hectáreas de la Sierra de la Culebra, un territorio que por su alto valor ecológico debería haber sido de los más cuidados para que no ocurriese lo que finalmente ocurrió. Sobre todo, habiendo ese precedente.

 

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

Click para comentar

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes