fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LUH NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

Pablo Iglesias califica de "infamia" lo ocurrido con Rodríguez y repasa la trayectoria de Batet como presidenta del Congreso

“Que el Tribunal Supremo se dedique a perseguir a diputados porque son de izquierdas no tiene nombre, pone en riesgo la separación de poderes y la democracia en España”, ha asegurado el exvicepresidente durante su intervención

“Precisamente porque la separación de poderes es sagrada, hay que denunciar las violaciones a la separación de poderes”. Así comenzaba Pablo Iglesias su discurso la pasada noche en El Ágora de Hora 25 de la cadena SER para analizar lo sucedido en el panorama político durante los últimos días. En primer lugar, el exvicepresidente del Gobierno se refería al Tribunal Supremo sobre la sentencia contra Alberto Rodríguez: “Que el TS se dedique a perseguir a diputados porque son de izquierdas no tiene nombre, pone en riesgo la separación de poderes y la democracia en España”.

Un “atropello jurídico” que reconoce incluso un medio afín a la derecha como El País, lo que para el expolítico demuestra que todo se trata de “una infamia absoluta”. Sobre la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, Iglesias ha señalado que es un problema “mucho más grave” que una discusión entre socios de Gobierno, ya que se trata de “un problema con la tercera autoridad del Estado”. “Muchos juristas han señalado una obviedad: si el Supremo quería acabar con Alberto Rodríguez, condénale directamente a inhabilitación. Pero le han condenado un mes y medio a no poder presentarse a las elecciones”. Una condena que no permitía jurídicamente arrebatarle el escaño y su condición de diputado. A partir de ahí, el que fuera líder de Unidas podemos señala que el juez Manuel Marchena habría sugerido a Batet que “se lo quite en medio ella misma”.

“Y ahí es donde Batet comete un error jurídico, y es profesora de Derecho Constitucional, que a mi juicio le debería hacer dimitir. Porque no hay debate jurídico: todos los juristas reconocen que no se le podía quitar el escaño”, ha asegurado el politólogo. Algo que habría impulsado a la socialista a pedir un nuevo informe —tras un primero desfavorable a su decisión— a los letrados del Congreso, que en el segundo documento han evitado asumir la expulsión de Rodríguez. “Cabe inferir que el Supremo...”, se llega a relatar en el informe.

Sin embargo, el caso de lawfare o guerra jurídica contra el ya exdiputado de la formación morada tiene antecedentes que ya vulneraron la separación de poderes. Iglesias ha recordado cómo Marchena condenó al que fuera miembro del parlamento vasco con el Partido Nacionalista Vasco (PNV), Juan María Atutxa, “en una clara violación de sus derechos fundamentales y años después vino la Justicia europea” para señalar la “barbaridad” cometida. “Que es lo que seguramente va a terminar ocurriendo en este caso. Pero, entre tanto, se ha violado la separación de poderes y el derecho de los canarios que votaron por Alberto Rodríguez”.

Un modus operandi que no resulta novedoso tampoco contra integrantes de Unidas Podemos. “Por desgracia, no es la primera vez. Se lo intentaron hacer a Yolanda Díaz y a Rafa Mayoral en unos incidentes entre los trabajadores de Alcoa y las unidades antidisturbios en la puerta del Congreso”. Iglesias ha recordado que hubo un intento de imputación contra ambos por un presunto “delito de atentado a la autoridad” en base a un atestado de la Brigada Provincial de Información (BPI), el cual se convirtió en un escándalo por “la presencia masiva de reporteros gráficos” que desmontó la acusación. Batet no amparó a los diputados morados entonces —que, significativamente, sí fueron defendidos por uno de los trabajadores allí presentes—, al igual que tampoco lo hizo cuando “sicarios” de OkDiario violaron la inviolabilidad del domicilio profesional del propio Iglesias y otros diputados. “Esto creo que es la gota que colma el vaso y pienso que debería dimitir”, concluía el exvicepresidente sobre la política socialista.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

4 Comentarios

4 Comments

  1. mekong --

    26 de octubre de 2021 13:12 at 13:12

    Si alguien conecta con la SER los lunes por la noche, la mayoría es exclusivamente para escuchar a Pablo.

    Ayer les dio otro baño dialéctico, como de costumbre.

    A la señora Calvo, que el moderador la dejó que se explayase en sus intervenciones cuanto quería, repitiendo continuamente unas razones obtusas e inexplicables para defender a Batet.Tan obcecada ella en defender lo indefendible que no podía evitar su crispación y nerviosismo. No me extrañaría que no quisiera ver ni reconocer lo evidente para, quizás, no poner en juego su probable premio con una puerta giratoria.
    Sobre el tercero de marras, Margallo, no vale ni la pena hablar,está ahí sólo para hacer bulto y despotricar contra Podemos en cuanto abre la boca.
    Las pocas intervenciones de Pablo Iglesias eran cortas -comparadas con la interminable verborrea de la Señora Calvo – sabían a poco, pero tan contundentes que los otros dos no les quedaba más remedio que irse por los cerros de Úbeda…¡Divino!

  2. Manuel Casanova Monroig

    26 de octubre de 2021 14:21 at 14:21

    Consecuentemente, y vistos los repasos que semanalmente les da a Calvo y Margallo, pronto veremos como censuran a PI y lo eliminan de la tertulia…..Qué apostamos?.

  3. AbuJavi

    26 de octubre de 2021 17:42 at 17:42

    No son socialistas son psoeros. No insulteis a los socialistas llamando socialistas a estos psoeros del P$OE (partido $pesebres oportunista de este pais )

  4. patriotas de hojalata

    26 de octubre de 2021 18:11 at 18:11

    Un baño de realidad dialéctico y jurídico. Vergüenza de país. Así nos va

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes